Martes 26 de Octubre de 2021

Hoy es Martes 26 de Octubre de 2021 y son las 09:46 RADIO METAMORFOSIS DESDE ARGENTINA PARA EL MUNDO

18 de septiembre de 2021

Impacto de la tecnología en la educación de las personas. By: Oscar Gabriel Rodríguez Gómez Daza

Invitado a nuestro programa radial "SEXTO SENTIDO"
MIERCOLES 22 de septiembre 2021 - 19:30 hs en Argentina.

OSCAR RODRIGUEZ GOMEZ DAZA, eligió la educación como su misión de vida. En 1990 tomó la
dirección general corporativa de la Universidad de Londres en la Ciudad de México poniendo en
marcha 17 licenciaturas y 15 posgrados y generando más de 20,000 graduados.
Con más de 30 años de experiencia en la creación y operación de modelos pedagógicos para la
formación de expertos, Oscar se especializado en las ramas de psicología, coaching, tecnología,
andragogía, marketing digital, desarrollo de sistemas así como la formación de profesores desde
el nivel básico hasta el superior. Licenciado en Actuaría.

¿Cuál es el impacto que ha tenido la tecnología en el aprendizaje de las personas?

  Si reflexionamos un poco sobre los hitos que ha vivido la humanidad a lo largo del tiempo, podemos distinguir en una primera etapa, cuando los seres humanos no contábamos con un lenguaje escrito, ahí el aprendizaje se generaba utilizando la mayoría de nuestros sentidos, imitando, probablemente sin reflexionar, aquello que al otro le funcionaba. Aprendiamos de las historias que nos contaban nuestros maestros.   En una segunda etapa, cuando se inventa el alfabeto, el ser humano contó con un recurso que generó un cambio muy grande en la forma de aprender de las personas: los libros.   Con la creación del libro, pudimos potencializar todo aquello que logramos escribir. El aprendizaje en esta segunda época posiblemente no se basaba en las historias que escuchábamos de nuestros maestros, sino en las reflexiones que hacíamos de dichas historias. El leer un documento minimizaba las variaciones orales que podrían existir de una misma historia. La portabilidad de los libros nos permitía dosificar su lectura de acuerdo a nuestro propio ritmo de aprendizaje. Aquí es donde surgen las posibilidades de generar reflexión.   El consumo promedio de información que teníamos los seres humanos no se caracterizaba por la inmediatez con la que accedíamos a ella, sino por la reflexión que podíamos generar justamente por la velocidad a la que la recibíamos.   Pasar de la primera a la segunda etapa, requirió de un período de adaptación importante. Hubo necesidad de que todos aprendieran a desarrollar nuevas habilidades de pensamiento a fin de lograr la lectura. Por ello esta etapa tuvo como resultado la generación de muchos pensadores que contribuyeron a la creación del conocimiento y del arte.   Una nueva tecnología.   Una tercera etapa surge con la invención de la radio y la televisión que se convierten en un poderoso difusor de cultura, aprendizaje, información y entretenimiento. Esta tercera etapa se caracteriza por hacer más fácil el acceso a conocimientos, historias y datos de lo que antes se generaba con los libros.   Esta etapa se ve limitada debido a que la producción de medios audiovisuales educativos no resultaba prolífera ni mayor que la producción de medios impresos. A pesar de lo anterior y principalmente debido a que la producción de medios audiovisuales se correlaciona con la mercadotecnia y la venta de productos, se genera un filtro sobre el tipo de medios audiovisuales que se producen: si no vende, no se graba.   Producir materiales audiovisuales se convierte en un importante negocio pero limitado a la selección de temas que tuvieran la cualidad de ser populares.   ¿Qué efectos tuvo esta tercera etapa en el aprendizaje de los seres humanos? En muchas culturas la cantidad de textos anuales promedio leídos por cada persona se ve reducida.   Este parece ser el comienzo de una tendencia de la búsqueda de lo inmediato, la cultura se mueve hacia la búsqueda de la satisfacción inmediata de las necesidades de entretenimiento y adquisición de bienes.   En esta etapa, compiten por la atención del ser humano, los libros, las series de televisión, los espectáculos, las películas y otros recursos que si bien no presentan verdaderas oportunidades de aprendizaje, sí buscan entretenerlo.   Esta tercera etapa facilitó el acceso a la información, por sus características, implicó la redución del tiempo en el que accedíamos al conocimiento, un libro que se leía en 18 horas se podía visualizar en la pantalla de cine en tan solo dos. Ello requirió que en cierta forma retrocediéramos a la etapa uno en la que nuestro aprendizaje se generaba utilizando nuestros sentidos, solo que ahora, solo usábamos dos: la vista y el oído.   ¿Y por qué dejamos de leer? De acuerdo al INEGI, la mayoría de la gente indica que por falta de tiempo (47.9% y falta de interés 21.7%). https://www.inegi.org.mx/contenidos/saladeprensa/boletines/2019/EstSociodemo/MOLEC2018_04.pdf   El internet Una cuarta etapa surge con la invención de la red de ordenadores a la que hoy llamamos la nube. En esta etapa, la televisión y el radio, medios de comunicación y aprendizaje anteriormente muy poderosos, pierden auge debido a que el internet ofrece una amplísima cantidad de opciones, datos e historias que brindan no sólo el entretenimiento, sino la difusión de la cultura y el conocimiento. Si bien también hay liga con la mercadotecnia y la venta de productos, ésta es notablemente distinta a la que se percibía en la etapa 3.   Durante esta cuarta etapa crece el uso de videojuegos que se agregan a la lista de estímulos que compiten por la atención del ser humano.   A pesar de que la producción de conocimientos, datos, historias y medios audiovisuales prolifera de una manera explosiva en el internet, también lo hacen los espacios de intercambio social a los que llamamos redes sociales. Surge una tendencia hacia la creación, consumo e intercambio de historias, medios y recursos de escaso valor educativo, pero de acceso inmediato y consumo instantáneo.   ¿Qué impacto tiene la tecnología en el aprendizaje del ser humano? Paulatinamente se va perdiendo la búsqueda de la reflexión y los profesores confunden la tecnología buscando facilitar su labor educativa: surgen los exámenes de opción múltiple, los ejercicios de evaluación automatizada que si bien pueden ser efectivos cuando son utilizados de manera correcta en algunos de los aspectos básicos de la formación, no son suficientes ni adecuados para enseñar a pensar a las personas.   Estudios científicos descubren que hay una reducción en los resultados que obtienen estudiantes de nuevas generaciones comparados con generaciones anteriores en pruebas de habilidades mentales. Esto no significa que nos estemos volviendo menos inteligentes, pero sí tiene implicaciones en las habilidades de pensamiento que demuestran tener los seres humanos como resultado de estos cambios tecnológicos.   ¿Qué podríamos hacer para utilizar la tecnología en favor del aprendizaje? Es indiscutible que si no generamos innovación en la forma de educar y aprender, seguiremos teniendo los mismos resultados que hasta ahora. Innovar requiere divorciarnos de aquello que nos hace sentir seguros como estudiantes y profesores y probar nuevas formas de generar aprendizaje más efectivo y permanente.   Considerando que uno de los factores fundamentales que se requieren para el aprendizaje es el tiempo, podríamos comenzar buscando la optimización de este recurso en el proceso educativo. Esto implicaría divorciarse de viejas prácticas que consumen tiempo y no agregan valor en la formación de expertos. podríamos pensar en el uso de tecnología a favor de optimizar los tiempos, las distancias y la sociabilización del aprendizaje. Habría que diagnosticar cómo se encuentran las habilidades básicas del aprendizaje como lo es la capacidad de atención, memoria y habilidad de relacionar conceptos, a fin de tomarlas como punto de partida para el diseño de nuestros espacios educativos.   Cuando hablamos de tecnología en la enseñanza podemos cometer el error de querer utilizar tecnología por el solo hecho de utilizar este recurso en clase, por ello es importante que reflexionemos en los principios científicos del aprendizaje.   Todo profesor debería entrenarse para comprender cuáles son los factores que un ser humano requiere para convertirse en experto de un tema, debería entonces aplicarlos al diseño de su espacio educativo y comprobar que sus estudiantes han logrado alcanzar sus objetivos.  

Hay mucho que hacer para continuar el extraordinario proceso de evolución que ha tenido el ser humano sin permitir que las tendencias culturales contribuyan a atrofiar sus habilidades de aprendizaje.V

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!